Wiadomości

La cumparsita

La cumparsita (Si supieras)

Música: Gerardo Matos Rodríguez
Letra: Pascual Contursi / Enrique Pedro Maroni

Si supieras,
que aún dentro de mi alma,
conservo aquel cariño
que tuve para ti…
Quién sabe si supieras
que nunca te he olvidado,
volviendo a tu pasado
te acordarás de mí…

Los amigos ya no vienen
ni siquiera a visitarme,
nadie quiere consolarme
en mi aflicción…
Desde el día que te fuiste
siento angustias en mi pecho,
decí, percanta, ¿qué has hecho
de mi pobre corazón?

Sin embargo,
yo siempre te recuerdo
con el cariño santo
que tuve para ti.
Y estás en todas partes,
pedazo de mi vida,
y aquellos ojos que fueron mi alegría
los busco por todas partes
y no los puedo hallar.

La cumparsita – Tango

Music: Gerardo Matos Rodríguez
Lyric: Gerardo Matos Rodríguez

La Cumparsa
de miserias sin fin
desfila,
en torno de aquel ser
enfermo,
que pronto ha de morir
de pena.
Por eso es que en su lecho
solloza acongojado,
recordando el pasado
que lo hace padecer.

Abandonó a su viejita.
Que quedó desamparada.
Y loco de pasión,
ciego de amor,
corrió
tras de su amada,
que era linda, era hechicera,
de lujuria era una flor,
que burló su querer
hasta que se cansó
y por otro lo dejó.

Largo tiempo
después, cayó al hogar
materno.
Para poder curar
su enfermo
y herido corazón.
Y supo
que su viejita santa,
la que él había dejado,
el invierno pasado
de frío se murió

Hoy ya solo abandonado,
a lo triste de su suerte,
ansioso espera la muerte,
que bien pronto ha de llegar.
Y entre la triste frialdad
que lenta invade el corazón
sintió la cruda sensación
de su maldad.

Entre sombras
se le oye respirar
sufriente,
al que antes de morir
sonríe,
porque una dulce paz le llega.
Sintió que desde el cielo
la madrecita buena
mitigando sus penas
sus culpas perdonó.

Al cotorro abandonado
ya ni el sol de la mañana
asoma por la ventana
como cuando estabas vos,
y aquel perrito compañero,
que por tu ausencia no comía,
al verme solo el otro día
también me dejó… 

La cumparsita (si supieras) – La cumparsita (gdybyś wiedziała)
tłumaczenie dla alTango – Anna Wojtych

Gdybyś wiedziała,
że w moim sercu
zachowuję wciąż tamto uczucie,
które żywiłem dla ciebie!…
Kto wie: gdybyś wiedziała,
że nigdy cię nie zapomniałem,
może, wspominając swoją przeszłość,
pomyślałabyś o mnie?…

Przyjaciele już nie przychodzą
nawet z krótką wizytą;
nikt nie chce mnie pocieszyć
w moim smutku…
Od dnia, w którym odeszłaś,
czuję ciężar gniotący moją pierś.
Powiedz, co zrobiłaś
mojemu biednemu sercu?

A mimo to,
zawsze wspominam cię
z tą wielką czcią,
którą dla ciebie żywiłem.
Jesteś we wszystkim, co mnie otacza,
jak nieodłączna część mojego życia.
Wszędzie szukam
tych oczu, które były moją radością,
i nie mogę ich znaleźć.

Nawet poranne słońce
nie muska już przez okno
porzuconej papużki,
jak wtedy, gdy tu byłaś,
a piesek, wierny towarzysz,
który z tęsknoty za tobą nie chciał jeść,
widząc moją samotność, pewnego dnia
również gdzieś zniknął. 

La cumparsita – The little marching band (1917)
translation Alberto Paz

If you knew, that still deep in my soul
I keep that affection
that I had for you…
Who knows if you could know
that I have never forgotten you,
going back into your past,
you will remember me…

My friends no longer come
not even to visit me,
nobody wants to console me
in my afliction…
Since the day that you left,
I feel anguish in my chest,
say, woman, what have you done
with my poor heart?

However, I always remember you
with the saintly affection
that I had for you.
And you are everywhere,
piece of my life,
and those eyes that were my joy
I look for them everywhere
and I can't find them.

To the abandoned pad
not even the morning sun
peeks through the window
like when you were here,
and that friendly puppy
who because of your absence did not eat,
when it saw me all alone, the other day
it also left me. 

Dodaj komentarz

*